domingo, 26 de febrero de 2012

FOTOGRAFÍAS DE LEWIS HINE EN MADRID

Medianoche en el puente de Brooklyn, 1906

 Del 11 de febrero 29 de abril de 2012, en la Sala de Exposiciones Recoletos de la Fundación Mapfre en Madrid, se ofrece una singular muestra fotográfica que recoge 170 imágenes tomadas por Lewis Hine (Wisconsin, 1874 - Nueva York, 1940), procedentes de la George Eastman House (Rochester, Estados Unidos).

En el cine, podemos distinguir entre película y documental. En fotografía, cabe una distinción similar: el documento (el reportaje, la crónica) y el trabajo artístico. Ambas facetas están presentes en la obra de Hine, aunque en la presente muestra cobra protagonismo la primera de ellas. Dominan la escena los retratos, bustos callados, que no sólo miran a la cámara, sino que además hablan al visitante, al espectador (¿o será mirador?).

Para mi gusto, tienen mucho más valor las instantáneas artísticas, las imágenes tomadas con voluntad de creación y movimiento, y no tanto de recreación de foto fija; «retratos laborales» son denominadas en el catálogo de la exposición. De entre todas las series realizadas por Hine, sobresale la dedicada a la construcción del Empire State de Nueva York en los años 1930 y 1931. No hallamos aquí ahora muchos de estos trabajos, aunque sí algunos de los más célebres, sin que pueda faltar Ícaro sobre el Empire Building, 1931.


Instantánea de un chico vendiendo periódcos en la calle, 1912

Patio de juegos en un pueblo industrial, 1909

Hora del almuerzo, Nueva York, 1910

Buscando empleo, East Side, Nueva York, 1912
Soltero desempleado, Jere, cuenca hullera de Scott's Run, Virginia, 1936

Familia de color frente a la chimenea, 1920

Metalúrgico sobre una viga, tocando la punta de edificio Crysler, 1931





2 comentarios:

  1. Interesante entrada amigo.Todas son fotografías excepcionales. Pero me pregunto si lo son porque algunas tienen un siglo o ya lo eran cuando tenían sólo un mes. Ummm... ahí se lo dejo.

    ¡Un abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Interesante (y muy compleja) cuestión la que plantea, amigo Lorenzo. Desde luego, las fotos que yo he seleccionado en este post me merecen la máxima consideración por su valor artístico. Y lo que entra en el capítulo del arte pasa a ser intemporal. A mi juicio.

      Saludos y buenos viajes

      Eliminar